-->

lunes, 30 de marzo de 2015

Renuncia a ser mayordomo y se tiene que ir del pueblo.

Al pobre Ildefonso le falto pueblo para huir de una muchedumbre enfurecida. Obsérvese con qué energía se lanza la Blasa. 





Un Arrabaleño tuvo que pedir asilo político en Quintanar, tras renunciar a la mayordomía de la Cofradía de Nuestra Señora de la Representación y la Santa Apariencia por motivos económicos.

Cansado de sufrir las vejaciones y agresiones de sus vecinos como consecuencia de su renuncia al cetro de mayordomo, Ildefonso Malmesienta tuvo que pedir asilo político en el Ayuntamiento de Quintanar de la Orden, dado lo insoportable que le resultaba vivir en la localidad.




Ildefonso realizó unas declaraciones en exclusiva a CdM, explicándonos el motivo de su renuncia:
"yo pensaba que me había tocado ser mayordomo de "la Indispuesta" que te luces más y no pagas, pero no, resulta que me había tocado "la Solica", que encima de que vas al final de la procesión y se te ve menos, eres el que tiene que pagar el convite. Y lo peor es que no se contentan con un zurreja y unas escarchás, sino que los del cetro se te meten en una habitación y que si un cafetito, que si un licor de hierbas, que si no tienes cardamomo pal gin tonic... Total que después de consultarlo con mis cuñás, que de esto entienden un rato, decidí rechazar el nombramiento y ser un nazareno más,  sin cargo alguno"


"Y lo peor es que no se contentan con un zurreja y unas escarchás, sino que los del cetro se te meten en una habitación y que si un cafetito, que si un licor de hierbas, que si no tienes cardamomo pal gin tonic..."

Preguntado por las agresiones sufridas como consecuencia de su decisión, se nos ponen los pelos de punta al oir el relato de Ildefonso: "los primeros cuatro cantazos en la cabeza me los tomé con deportividad: "cosas de muchachos" me dije pa mis adentros; incluso cuando me quemaron el tractor le quité importancia: "total, siempre he querío comprarme un "Yondir"; pero que me hicieran de menos y se me colara la gente sin pudor alguno en la cola de la pescadería, eso ya fue la gota que colmó el vaso... que yo sin mis sardinejas no sé vivir"

Siguiendo la línea editorial de CdM, hemos querido conocer la versión de la parte contraria, (la que se siente perjudicada por la decisión de Ildefonso) que nos comentó lo siguiente: "yo no digo que tirarle cantos esté bien -que con unos cuantos insultos y algún que otro gargajo puntual sobra- pero es que eso de renunciar a ser mayordomo no deja de ser un atentado en toda regla contra el sentimiento religioso" -nos dijo Arsenio Capillas, vocal de relaciones con los bares de la Junta de Cofradías- "Sabido es que en este pueblo, como somos mu vergonzosos, nos gusta salir con el puntillo para desfilar en público. Si ahora resulta que los que están obligados a apechugar con el convite a cambio de lucirse más que nadie, renuncian, ¡¡apaga y vámonos!!. Esto se convierte entonces en un petardo en toda regla contra la línea de flotación de nuestras tradiciones y en el principio del fin de la Semana Santa de Corral, sin necesidad de que empiece a mandar el de la coleta"


"pero es que eso de renunciar a ser mayordomo no deja de ser un atentado en toda regla contra el sentimiento religioso"

Sin embargo, no todas las cofradías han mostrado su repulsa por la renuncia del amigo Ildefonso. Concretamente la cofradía de Nuestra Santísima Señora del Puño Cerrado, ha querido apoyar públicamente esa decisión de renuncia a lo que consideran como un despilfarro. Esto al menos es lo que nos cuenta Julián Relinchar, presidente vitalicio y “doctor agarratis causa" de esta peculiar hermandad: "nosotros no sorteamos el mayordomo sino que nos toca por turno año tras año y al que le toca tiene que encargarse de adornar las andas con matariles y amapolas del campo. ¡Ah! y de convite nada, cada uno trae de su casa una patata, un huevo y un culillo de aceite y con eso hacemos unas tortillejas con las que salimos tan contentos a procesionar. Por eso nos parece que Ildefonso ha hecho mu ricamente renunciando a ese derroche innecesario. Ya era hora de que alguien se atreviese a hacerlo"

De momento y  mientras se tramita su solicitud de asilo, Ildefonso ha sido recluido en la Casilla de los peones camineros de Quintanar, como zona neutral o tierra de nadie: "es lo más parecido a una zona de tránsito que tenemos aquí", según ha declarado el concejal de humanidad, senectud y festejos del pueblo vecino. Esperemos que los trámites burocráticos no se alarguen mucho en el tiempo, por la propia salud de nuestro protagonista.



Desde el cruce de Villanueva, pensando en tramitar mi propia solicitud de asilo, Carmelo Cotón.


No hay comentarios :

Publicar un comentario

Danos tu opinión pero no te enrolles, no sea que te hagamos menos caso que al pregonero de la Función.

Archivo del blog

 

Copyright 2013 All Rights Reserved CORRAL DEscaradaMENTE is a resgistered brand by some correalenians with tons of imagination